Se buscan culpables para un fracaso

|

Valorar:
Visto 2 veces

El informe PISA ha vuelto a sacar los colores a la Comunidad Educativa Española, y a la de Balears en particular. Desgraciadamente, este documento  nos suele dejar en unos puestos poco dignos y a la cola de los países más avanzados.

El diagnóstico pone de manifiesto las carencias en Matemáticas, comprensión lectora y Ciencias, según la evaluación realizada en 2012. La historia se repite y los responsables políticos interpretan los resultados como siempre. Esconden la cabeza cual avestruz y se intercambian culpas. Pero no solo ellos lo hacen.

Los profesores piden la implicación de las familias para elevar el nivel, mientras los padres y madres disparan contra los profesores. ¿Y los chavales?, pues muchos ni se han leído la notica ni les importa, como si la cosa no fuera con ellos. Todo esto da como resultado un cóctel que produce una resaca, que, si al principio provoca malestar, poco a poco se desvanece como pompas de jabón.

La sociedad se escandaliza, pero nadie pone el cascabel al gato que suena cada año alertando del bajo rendimiento escolar de nuestros estudiantes.

Entre los comentarios publicados en nuestra web, referente a esta noticia, me quedo con uno que reproduzco en parte: « ¿Solo los profesores tienen la culpa?, ¿los padres son estupendos a la hora de educar?, ¿y a un alumno se le exige en el centro escolar pero en casa no hace nada?... no hay nadie que le ayude, que le diga que las cosas y los buenos resultados necesitan un esfuerzo... pobre alumno: la 'profe' le regaña por no trabajar y se reflejan en malas notas.

Y los padres le regañan. ¡La educación social y cultural empieza en casa!».

¿Y los alumnos? Como muchos juegan o son aficionados al fútbol les recomiendo una frase del irrepetible Zidane, que puede aplicarse a todos los ámbitos de la vida: «Trabajo, seriedad y respeto. Si haces estas tres cosas, podrás ser alguien en la vida».

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.