Menorca suma treinta proyectos frustrados de parques eólicos

La protección de la avifauna, el impacto paisajístico y la falta de incentivos, las principales causas

|

Valorar:
Visto 853 veces
preload
El parque de Milà, el único que funciona en Balears

El parque de Milà, el único que funciona en Balears

24-09-2017 | Josep Bagur Gomila

Son Angladó, Terra Roja, Santa Rita, Sant Francesc, Son Salomó, Son Escudero, Son Morell, Sa Torre Vella, Ses Comunes, Son Ganxo, S’Era Vella, Es Milocar... y así hasta 30. Son los proyectos de construcción de parques eólicos que se han ido al limbo en Menorca en los últimos 20 años principalmente por no cumplir con las prescripciones medioambientales y por los sucesivos recortes en las ayudas a las renovables y el fin de las primas, que ha llevado a muchos promotores a desistir ante el descenso drástico de la rentabilidad prevista.

A principios de siglo los proyectos de renovables se acumulaban en los despachos del Govern y los medios de comunicación se hacían eco de un goteo incesante de iniciativas para convertir la fuerza del viento en electricidad: «La mayoría se retiraron» –explica Miquel Camps, coordinador de Política Territorial del GOB– cuando desaparecieron las primas a las renovables, la retribución adicional al dinero que recibían las renovables por vender la energía producida.

En el año 2014 el Gobierno eliminó con efectos retroactivos desde 2013 el suculento incentivo a las renovables aduciendo la necesidad de corregir la losa del déficit tarifario. Desde entonces se produce un apagón informativo sobre los proyectos. Se deja de hablar de la mayoría de los que se habían presentado y salvo contadas excepciones, como el reajustado proyecto de Eólica Menorca S.L. en Son Angladó (Ciutadella), cesa la tramitación de nuevos parques eólicos en Menorca.

El responsable de Energía del Consorci de Residus y Energia de Menorca, Rafael Muñoz, encargado de supervisar el único parque eólico de Balears, el de Milà, en Maó, apunta a otra razón que ha echado atrás a los promotores, la maratoniana tramitación administrativa que requiere de informes de múltiples departamentos de diversas administraciones, algo que ha desalentado a los inversores.

Muñoz defiende que los proyectos eólicos se encuentran con más dificultades –en comparación por ejemplo con los fotovoltaicos– por el gran desconocimiento que hay tanto por parte de los promotores, como por parte de la Administración, que ante la duda «se cura en salud y en muchas ocasiones se pasa de frenada». Se refiere a la Administración también cuando afirma que «no hay experiencia, debe haber una maduración, conocer, visitar y no solo tener en cuenta los impactos negativos, sino también los positivos».

Más que la central

Un cálculo aproximado e hipotético –hay que tener en cuenta que algunos de los proyectos anunciados no se han llegado a detallar y que difícilmente podían haberse autorizado todos– sitúa en al menos 270 MW la potencia instalada de los parques proyectados hasta el momento. La cifra es llamativa si se tiene en cuenta que la potencia instalada en la central térmica de Maó es de 245 MW y que la demanda insular alcanza puntas en verano de 125 MW. Hubiera dado para abastecer a la Isla y exportar energía.

El problema es que muchos promotores, «con el afán de lograr la máxima eficiencia energética, no han tenido en cuenta los criterios ambientales, que incluso desconocían», explica Camps, quien apunta a una normativa europea que ha sido crucial para que Medio Ambiente informe desfavorablemente proyectos como el de Son Angladó, el de Son Ermità y el de S’Era Vella. Se trata de la directiva europea aprobada en 2009 sobre protección de aves silvestres, que es muy celosa de la conservación de la avifauna y que marca Áreas Biológicas Críticas en las que no se pueden instalar aerogeneradores.

Otro de los factores que ha llevado a Medio Ambiente a tumbar iniciativas ha sido el suelo en el que pretendían levantarse unas instalaciones que, como en el caso de los polémicos proyectos de Ses Comunes y Marina des Bruc, implican la apertura de cientos de miles de metros de viales de servicio sobre terrenos con diferentes niveles de protección y no siempre bien justificados ante el órgano competente en materia medioambiental.

Quizá uno de los aspectos que suscita más contestación social en torno a la instalación de parques eólicos es el impacto paisajístico. Camps recuerda que el proyecto de Ses Comunes implicaba elevar molinos a una altura sobre el nivel del mar de casi 350 metros, prácticamente como el Monte Toro, aunque admite que «el impacto paisajístico se puede discutir». Muchos ciudadanos entienden que los aerogeneradores manchan el paisaje, otros los aceptan como símbolo de una fuente de energía respetuosa con el medio ambiente. No pueden ser invisibles y serán necesarios en un futuro. Se calcula que para ser rentables deben tener como mínimo una altura de entre 80 y 90 metros.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 2

un dato a considerar
Hace 4 meses

El precio de la electricidad en Europa baja constantemente debido a las energías alternativas, aquí tenemos la electricidad más cara, eso es una evidencia.

Valoración:menosmas

10 no quatre gats
Hace 4 meses

A l'entorn de les autopistes europees és molt comú veure grups de deu o mes aerogeneradors agrupats, per que a Es Mila sols quatre, cal renovar la flota més moderns i més quantitat agrupats convenientment, gràcies de res

Valoración:2menosmas

Es Capitanet
Hace 4 meses

El motiu de que els menorquins no vulguem parcs eòlics es exactament el mateix de perquè els mallorquins no els volen en la serra de Tramuntana.

Valoración:1menosmas

Biosferita
Hace 4 meses

Es que no nos enteramos. No necesitamos eólica, somos AUTOSUFICIENTES con fotovoltaica (que avanza a pasos agigantados, en China van a inaugurar una autopista SOLAR que une dos urbes cuyas células fotovoltaicas cargarán automáticamente los coches cuando circulen por ella). Es tan sencillo como ir a Alemania a informarse para que una isla RESERVA DE LA BIOSFERA de las dimensiones de Menorca se autoabastezca con energia solar. Puertas giratorias ........ AMEN

Valoración:4menosmas

MADRE de MAHON
Hace 4 meses

QUE ESTAN ESPERANDO QUE VENGA UNA COMPAÑIA SUELTE UNA MILLONADA ,ENTONCES LOS PAJAROS NO ESTARAN NI FAUNA NI PIEDRAS ¡¡¡ ES LO QUE ESPERAN ?? VAMOS RANQEANDO, CON EL CABLE ROTO RESULTA MAS IMPORTANTE ,LA FLORA Y LA FAUNA ,QUE LAS PROPIAS PERSONAS ....TODO SE PUEDE HACER Y CONVIVIR CON TODO LO QUE FALTA .....ES TENER VOLUNTAT DE HACERLO ,,Y NO TANTO HABLARRRRR Y MAS HACER ..

Valoración:8menosmas

Ullastre
Hace 4 meses

En muchos lugares los aerogeneradores se ponen en el mar; tal vez fuese una solución aunque no sé si sería técnicamente posible, porque en tierra y teniendo en cuenta la orografía de Menorca, el impacto es brutal.

Valoración:-2menosmas

manumenorca
Hace 4 meses

... frustrados... o más bien torpedeados... ¿el impacto paisajístico? ¿really? ... venga ya... y reparad YAAA los milinos de Milá, estáis tardaaaaandoo

Valoración:11menosmas

Joan
Hace 4 meses

En Holanda hay cientos de molinos en pleno mar generando electricidad puesto que solo tienen una cuarta parte de nuestro Sol... y aprovechan las energias alternativas... Aqui en el pais de la picaresca eso no es posible por que se resienten los bolsillos de unos cuantos politicos que estan fuera de circulación y de los que aun deben entrar en esas puertas giratorias que no paran de albergar a politicos descatalogados... otro de los temas que permitimos los ciudadanos y no somos capaces de salir a la calle a protestar, prefieren salir a protestar de que se sienten muy españoles....

Valoración:18menosmas

Placas
Hace 4 meses

Facilidades para poner Placas,las eléctricas una mafia.

Valoración:23menosmas

Enric
Hace 4 meses

Seria possible que els qui fan els plantejaments de territori donessin a conèixer a quins llocs SI es poden posar nous parcs eòlics? No perdrien ni temps ni doblers ...

Valoración:19menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 2