La Fórmula 1 abandona Menorca

"Los vecinos me pidieron dinero a cambio de cesar las críticas contra las pruebas"

Raimon Duran, promotor de las pruebas automovilísticas en el Aeroclub, repasa la experiencia vivida, lamenta la actitud de algunos y la falta de firmeza de las administraciones para permitir más ensayos

Valorar:
Visto 6 veces
preload

Promotor. Raimon Duran el día en que McLaren llegó a Menorca

06-11-2015

O.R.P.     Maó
Tal y como llegaron, se han ido. Todo empezó como una broma pero, de nuevo, la realidad superó a la ficción. Hace dos años desembarcaron en Menorca los camiones de la escudería McLaren. La Fórmula 1 estaba aquí. El sueño de Raimon Duran se había hecho realidad. Ahora el despertador ha sonado y el gran circo se ha desvanecido por completo. El Aeroclub ha quedado despojado de su principal fuente de ingresos en mucho tiempo y Menorca de una ilusión que a más de uno le pareció un estorbo.

¿Se puede decir que, definitivamente, la Fórmula 1 se acabó en Menorca?
Al menos por una temporada sí. Hasta el 31 de diciembre, seguro.

¿Los equipos han cancelado por temas económicos o por reglamento?
Por temas de reglamento que se basan en temas económicos. La Federación Internacional de Automovilismo considera que la Fórmula 1 está mal gestionada y decide reducir los gastos, aún cuando significa eliminar muchos puestos de trabajo, cambiando el reglamento, recortando los ensayos. Lo de Menorca era una floritura de la que han podido prescindir.

Una floritura que será muy difícil de recuperar.
No es algo imposible. Todo dependerá de las circunstancias. De todos modos, creo que este tipo de entrenos ya no se harán más en el futuro. No porque sea Menorca, sino porque la Fórmula 1 evolucionará hacia nuevos derroteros.

Este año las peticiones cayeron en picado, ¿por qué?
Uno de los grandes inconvenientes que se encontraban los equipos era solucionar el transporte de combustible.

¿Combustible antes que permiso?
En Menorca tenemos grandes limitaciones y una de ellas es que sólo disponemos de un barco semanal que pueda transportar combustible, a parte de los petroleros que atracan en Cala Figuera, claro. Ellos necesitan un combustible especial, que transportan en camiones especiales, pero sólo podían enviarlos hacia Menorca un día concreto a la semana. Esto les complicaba mucho la logística e incluso alguna escudería, como McLaren, canceló una visita por este motivo.

Los problemas con la licencia de actividad también han sido una constante y justo cuando parece resuelto el reglamento de la FIA corta los ensayos.
Eso son cosas de la vida que no podemos controlar. Sin duda es una lástima porque hemos luchado mucho para encarrilar esta actividad y no ha servido de nada. Sin embargo, precisar que este año no hemos insistido mucho en este tema porque ya veíamos que la cosa agonizaba. Lo de la licencia, ahora mismo, es algo anecdótico. Sin embargo, tenemos que seguir negociando para tener los papeles en regla para esta actividad por si, alguna vez, pudiéramos recuperarla sea con equipos de Fórmula 1 o de otras categorías. Es algo que al Aeroclub le iría muy bien, a nivel económico, para seguir con su trabajo.

¿Los papeles están en regla?
No lo sé. Entiendo que la Administración tiene problemas más graves que el de los papeles. Hay un proyecto de actividades muy amplio por aprobar y está el proceso de reversión de los terrenos. De todos modos, cada día tenemos ejemplos de que el tema de los papeles no es tan importante si existe una voluntad política por hacer las cosas.

El ruido ha sido una de las mayores críticas que se han recibido...
Sí, hay gente que se ha quejado del ruido de los coches, que lo hacen. Sin embargo, era una molestia muy localizada, de unas horas y unos días al año. Creo que la actitud de algunos vecinos ha sido muy egoísta, de querer una cuota de protagonismo solo por el hecho de tocar las narices. Lo real es que era una actividad económica importante, para el Aeroclub y otras empresas de la Isla, que no perturbaba al entorno, que hacía disfrutar a miles de personas y que llevó el nombre de Menorca por todo el mundo. Creo que los beneficios ganan por goleada al inconveniente del ruido.

¿Le han pedido dinero a cambio de cesar las protestar por el ruido?
Sí. De las tres personas que han firmado cartas contra las pruebas, dos lo pidieron durante una reunión que mantuvimos en el Consell con la anterior presidenta. Nos lo dijeron claramente, si les dábamos dinero dejaban de quejarse. Fue impresentable.

¿La Administración ha trabado que las pruebas se regularizasen?
No tanto como eso, pero en alguna ocasión no ha estado suficientemente firme en su apuesta. Claro está que ha habido una serie de cambios tanto en el Consell como en el Ayuntamiento de Maó y que hay cosas más urgentes que tratar, pero la firmeza de Joana Barceló o de Arturo Bagur no la hemos tenido. De haber tenido un mayor apoyo de las administraciones habríamos intentado con más ahínco traer a los equipos antes de este cambio de reglamentación.

Mirando atrás, ¿con qué se queda de las visitas de las escuderías a Menorca?
Todo. La primera visita por la parte emocional. Uno de los días más felices de mi vida fue cuando vi desembarcar a los primeros camiones de McLaren en el puerto de Maó. La visita de Ferrari fue muy especial; son un mito de la Fórmula 1. Cuando vino Toyota e invitó a la plantilla del ViveMenorca o la presencia de Lewis Hamilton, campeón del mundo y uno de los cuatro deportistas más famosos del momento; con Honda, que pasaron más de 3.000 personas por el Aeroclub... todo ha sido realmente espectacular. Resaltar el comportamiento cívico de la sociedad menorquina que nunca causó grandes problemas. No lo sé, no puedo elegir uno porque cada momento ha sido irrepetible.

¿Y lo peor?
Las malas condiciones meteorológicas durante las visitas de Ferrari y Toyota. Fue un desastre porque no podíamos hacer nada y los equipos tuvieron que cambiar de planes y abortar el tipo de ensayo que tenían previsto. De hecho, el tiempo fue una de las claves para que Ferrari ya no volviera.

¿Ferrari ha sido el equipo más especial que ha pasado por el Aeroclub?
Sí, aunque a los de McLaren también hay que darles de comer aparte. Esta especialidad es lo que les distingue del resto y les convierte en los mejores. Fue muy especial verles trabajar, comprobar que cada uno tiene su estilo.

¿Qué se puede contar ahora que antes no?
Con la primera visita, la de McLaren, tuvimos un pequeño problema de seguridad y, por suerte, lo controlamos y nunca más se repitió. También cuando vino Hamilton tuvimos que habilitar un dispositivo de seguridad especial, que aunque discreto, fue muy efectivo. Cualquier incidente con él hubiera sido nefasto para todos.

Finalmente, ¿quién ganará el Mundial 2009?
De saberlo apostaría dinero. Será complicado para todos, por el cambio de reglamento, pero Ferrari y McLaren estarán por delante del resto, como siempre. También BMW estará ahí y Renault, que no dispone de grandes recursos, ya se verá qué puede hacer. El resto estará a remolque.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.