La vista se celebrará el próximo 31 de mayo en Ciutadella

El proceso de los hortales sigue con el juicio de un nuevo caso

María B.B. es acusada de un delito contra la ordenación del territorio por la construcción sin licencia en 2005 de una vivienda en el núcleo de Morvedra

Valorar:
Visto una vez
preload

Núcleos rurales. El proceso juzga a los propietarios que han construido sin licencia municipal

06-11-2015

L.B.     Ciutadella
El proceso judicial por las construcciones ilegales en los núcleos de hortales de Ciutadella continúa abierto con la tramitación de nuevos casos. El Juzgado de lo Penal celebrará el próximo 31 de marzo en Ciutadella un nuevo juicio para resolver un caso de presunta construcción ilegal en el núcleo rural de Morvedra, en el camino de Macarella.

El escrito de acusación determina que la propietaria de una de las fincas, María B.B., ha incurrido en un delito contra la ordenación del territorio, previsto en el artículo 319.2 del Código Penal.

Los hechos denunciados se remontan entre mayo de 2005 y diciembre de 2006, cuando la acusada edificó una vivienda unifamiliar aislada de unos 98,20 metros cuadrados más 46,75 metros cuadrados de terraza cubierta sin contar con la preceptiva licencia municipal. Según el escrito de acusación, la construcción no es susceptible de legalización al estar enclavada en suelo rústico común, en las denominadas Áreas de Interés Agrario. La acusación pide a la propietaria una pena de prisión de seis meses, veinte meses de multa, a razón de 50 euros diarios, con responsabilidad subsidiaria en caso de impago; la inhabilitación especial para la profesión u oficio de promotor o constructor durante seis meses y la cobertura de las costas procesales. En referencia a la responsabilidad civil, el escrito de acusación pide que se ordene la demolición de la obra a cargo de la acusada.

El antecedente de acuerdos con multa de 3.000 euros

Durante el año pasado se celebraron diversos juicios por las construcciones ilegales en los núcleos rurales de Ciutadella. El pasado mes de octubre se celebraron dos vistas, relativas a sendos casos de construcciones sin la preceptiva licencia de obras, en el Camí de Son Triay y en Ses Retxilleres. El acuerdo entre las partes derivó en sentencias traducidas en el pago de una multa judicial de 3.000 euros. Los casos que se han resuelto pueden servir de precedente para el próximo juicio. En paralelo al proceso judicial, el Ayuntamiento de Ciutadella ha entrado a formar parte formalmente este año del Consorcio insular de Disciplina en Rústico. Queda pendiente la tramitación de los planes especiales de los núcleos de hortales para su legalización. Un reto que deberá asumir el Consistorio, dentro de los parámetros del Consorcio.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.