Los efectos del temporal de viento del sábado han sido muy importantes en la urbanización

Ciutadella pretende que se declare Cap d'Artrutx zona catastrófica

Los representantes municipales recorrieron ayer por la mañana las áreas del litoral que habían sido afectadas

Valorar:
Visto 97 veces
preload

Viviendas. Varios chalés quedaron abiertos, sin puertas ni ventanas

06-11-2015

Redacción     Ciutadella
Responsables del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Ciutadella efectuaron ayer por la mañana una visita de reconocimiento de los daños causados por el temporal de viento que sufrió Balears y gran parte de la Península el sábado. Los ediles fueron alertados por la Policía Local de que, en concreto, la zona de la urbanización Cap d'Artrutx había sido cerrada al tráfico debido a los daños causados.

Tales desperfectos, que pudieron ser comprobados "in situ" por el alcalde Llorenç Brondo y los concejales Germán Jover y Gabriel Cardona, afectaron tanto a la vía pública como a las viviendas particulares. Cinco chalés quedaron completamente abiertos, sin puertas ni ventanas y otros quince sin cerramientos de pared. Prácticamente todos los jardines sufrieron destrozos y las calles quedaron cubiertas de residuos, tierra, rocas y trozos de hormigón de grandes dimensiones. El alcalde Brondo se puso a disposición de los vecinos y les ofreció todos los medios de que dispone el Ayuntamiento para intentar paliar los daños causados.
En concreto, hoy lunes se habilitará una oficina para poder atender a todos los afectados y, una vez se haya procedido a la valoración de los daños, se estudiará si es posible conseguir la declaración de zona catastrófica. En caso contrario, serán los seguros particulares los que deberán cubrir cada siniestro.

La Policía Local vigilará la zona, especialmente por la noche, en prevención de que se produzcan actos de pillaje, dado que en esta época del año muchos chalés se encuentran cerrados. Y la brigada municipal procederá hoy a las labores de limpieza. Un representante de Gesa Endesa se personó en el lugar de los hechos y se comprometió a restablecer, cuanto antes, el suministro eléctrico.

Los puertos, reabiertos
Tanto el puerto de Maó como el de Ciutadella fueron reabiertos a partir de las cero horas de la madrugada del sábado al domingo, por lo que el tráfico marítimo quedó restablecido a partir de aquellos momentos.

Unas diez horas más tarde, la Dirección General de Emergencias emitió un mensaje, a través del 112, mediante el cual desactivaba las alertas naranja y amarilla por fenómenos meteorológicos adversos en todas las islas. Sin embargo, a las 13.30 horas de ayer domingo, un nuevo mensaje anunciaba la reactivación de la alerta amarilla, también en todas las Islas por fenómenos costeros de mar gruesa. Con todo, el ambiente meteorológico de ayer fue mucho más tranquilo, lo que permitió una primera valoración visual de los daños.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.