El informe sobre las posibilidades de dragado tiene un presupuesto de 157.000 euros

El Govern encarga un amplio estudio arqueológico del puerto

El conseller de Medio Ambiente, Miquel Àngel Grimalt, entregó ayer en Ciutadella las cerca de 2.000 piezas rescatadas en aguas de Cala en Busquets

Valorar:
Visto 19 veces
preload

Hallazgos. Actualmente se encuentran en los sótanos del museo del Bastió de Sa Font

06-11-2015

Rubén P. Atienza    Ciutadella
El Govern balear ha sacado a concurso una asistencia técnica, que se adjudicará la próxima semana, para ejecutar una prospección arqueológica en el puerto de Ciutadella. Así lo anunció ayer el conseller de Medio Ambiente, Miquel Àngel Grimalt, durante su visita a la ciudad para hacer entrega de las más de 2.000 piezas recuperadas durante las exploraciones llevadas a cabo en Cala en Busquets.
Uno de los objetivos de dicho estudio, que se realizará en un periodo de dos meses y cuenta con un presupuesto de 157.000 euros, es saber si el puerto puede ser dragado, pero además, según explica Grimalt, también permitirá reunir información muy valiosa sobre los bienes culturales que puede esconder los fondos de la rada de Ciutadella y "valorar hasta qué punto se puede recuperar el patrimonio".

El ejemplo de lo que ha sucedido en Cala en Busquets es, según el responsable autonómico de Medio Ambiente, "una buena muestra de colaboración institucional". Grimalt sostiene que lo que se hizo ayer no fue sino "devolver al pueblo de Ciutadella lo que era suyo". Se trata de una colección de objetos de cerámica y vidrio, principalmente, de una cronología muy variada. Además de entregar las piezas rescatadas, en muchos cosas los técnicos de Medio Ambiente han restaurado una buena parte de ellas.

Responsabilidad compartida
Durante el acto celebrado en el Ayuntamiento, en el que también estuvieron presentes el alcalde de la ciudad, Llorenç Brondo, y el vicepresidente de Ports, Manuel Antonio Patiño, el conseller insular de Cultura y Patrimonio, Joan Lluís Torres, destacó el hecho de que ambas instituciones "comparten la responsabilidad y la preocupación" por los restos arqueológicos. Por otra parte, Torres avanzó que gracias al trabajo encargado, que se llevará a cabo desde Cala en Busquets hasta Sa Colàrsega, "se podrá evaluar las dimensiones de lo que puede haber en el puerto y determinar qué actuaciones se pueden llevar a cabo". El conseller destacó que todo lo que se haga servirá para mejorar "el conocimiento de la historia de Menorca y la de Ciutadella en particular".

El director de las prospecciones arqueológicas realizadas en Cala en Busquets, Mateu Riera, explicó ayer que en los trabajos participaron siete arqueólogos subacuáticos y se encontraron 2.150 elementos, que desde ayer ocupan los sótanos del Museo del Bastió de Sa Font. La escasez de espacio en dicho lugar ha propiciado que su exposición al público "no sea una prioridad" actualmente, tal y como reconoce el gerente de Cultura del Ayuntamiento de Ciutadella, Josep Marquès, quien avanza que los hallazgos tendrán que esperar para ser mostrados hasta que se abra Can Saura.

La intención para el futuro próximo es poder tener una exposición permanente, para después ir abriendo pequeñas muestras temporales separando los objetos por las épocas a las que pertenecen.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.