LOS SINDICATOS YA ESTÁN ANALIZANDO LA SITUACIÓN DE LOS EMPLEADOS, ACTUALMENTE EN EL PARO

'Roseta' prepara el cierre de la fábrica por impago de un cliente

La gerencia de la empresa de calzado de Ciutadella ultima la documentación para presentar un concurso de acreedores que dejaría sin trabajo a 20 personas

Valorar:
Visto 6 veces
preload

ROSETA. La fábrica que en su día acogió a 120 trabajadores emplea actualmente a 20 personas, que pueden quedarse sin trabajo

06-11-2015

LL.A.C.    Maó
La crisis económica se sigue cobrando víctimas. Ahora le toca el turno a la empresa Jaime Pons Sintes SL (continuadora de la marca de calzado 'Roseta', en Ciutadella) que está a punto de presentar un concurso de acreedores. En este caso, el principal motivo para el más que posible cierre de la empresa ciutadellenca es el impago por parte del principal cliente de Roseta, una empresaria catalana.

Actualmente unas 20 personas trabajan para Jaime Pons Sintes SL, aunque a día de hoy están en el paro. Lo están mientras el gerente de la empresa, Santiago Pons, prepara el expediente formal para presentar ante el Juzgado de lo Mercantil el concurso de acreedores. Pons admite apesadumbrado la situación de la empresa, motivado en gran parte por el impago de una clienta, cuyo nombre no ha trascendido, pero de la que en los próximos días tiene previsto ofrecer más información.

El sindicato UGT ya está analizando el caso, aunque en esta ocasión parece que el cierre es inevitable. Así las cosas, la primera petición del sindicato es que los trabajadores vuelvan a ser dados de alta en la empresa para así poder iniciar las negociaciones, puesto que con los empleados en el paro el sindicato no está dispuesto a negociar.

El más que probable cierre de Jaime Pons Sintes SL será el tercero en el último año, después que Zapatillas Alaior primero y Gomila Melià después también bajaran la persiana y clausuraran su actividad. No corren buenos tiempos para ningún sector económico, tampoco para el del calzado, que padece el estancamiento del consumo y el miedo a gastar. Varios expertos aseguran que las empresas pequeñas son las que más peligro corren en la actual coyuntura. Son éstas las empresas que mayor dependencia tienen de otros grandes clientes, y las que, si este cliente falla, pueden ver cuestionada su continuidad.

Aún así, desde la Asociación de Fabricantes de Calzado de Menorca aseguran que se está trabajando con esmero para evitar nuevos casos Gomila Melià o, ahora, Roseta.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.