Copa del Rey Panerai'14

Moonbeam IV y sus 100 años

Rainiero y Grace Kelly pasaron su luna de miel a bordo de este barco que celebra su centenario en la Copa del Rey Panerai’14 que se presenta hoy en el CM Mahón, con 46 participantes

|

Valorar:
Visto 375 veces
preload

Imagen del espectacular Moonbeam IV, todo un as en el mar

26-08-2014 | José L. Miró

El Club Marítimo de Mahón acoge hoy (12 h) la presentación oficial de la XI Copa del Rey Panerai, organizada conjuntamente por el CM Mahón y el RCN de Barcelona, y en la que participan 46 embarcaciones de ocho países pertenecientes a las clases Época (hasta 1950), Clásicos (1950-1975), Espíritu de Tradición y Big Boat (gran eslora). Rainiero y Grace Kelly pasaron su luna de miel a bordo de una de las embarcaciones que participan en la Panerai, el legendario Moonbeam IV, que celebrará el último acto de su centenario navegando Maó. La embarcación se empezó a construir en 1914 y tiene una eslora de 33,40 metros, una manga de 5,1 y un calado de 3,9 metros, aunque lo más impresionante es su aparejo de cangreja de más de 1.000 metros cuadrados de superficie vélica. Diseñado para la competición, forma ya parte de la historia de la vela con victorias que llegaban en los años 20 del siglo pasado.

Considerado como uno de los barcos más bellos del mundo, no sólo por su exterior, sino también por sus detalles interiores como alfombras persas, lámparas antiguas y tapicerías de cuero. Mikael Créac’h es desde hace siete años su capitán, con gran experiencia en barcos de este tipo y conoce bien el rigor que exigen los clásicos a la hora de navegar.

La Copa del Rey Panerai será su última regata de la temporada y Créac’h asegura que el Moonbeam IV es un barco «muy complicado de navegar»; y reconoce que, a pesar de su experiencia, necesitó dos años para aprender a sacarle rendimiento. Para competir lleva a bordo un total de 30 tripulantes, siendo una máquina difícil de manejar y cuyo mantenimiento no está al alcance de todos los bolsillos. Por ejemplo, cada mes y medio hay que pulir y barnizar la madera y la tripulación la tiene a punto todo el año.

Lo cierto es que en el Moonbeam IV nada es fácil porque el barco necesita casi 40 minutos para poner todas sus velas en cubierta, una operación que se hace a mano, como antiguamente.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios
Advertencia

Recuerde que usted es responsable de todo lo que escribe y que se revelarán a las autoridades públicas competentes y tribunales los datos que sean requeridos legalmente (nombre, e-mail, IP de su ordenador, así como información accesible a través de los sistemas).

AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

BRIBON ROJO
Hace más de 2 año

se habrán equivocado de imagen porque esta de espectacular no tienen nada solo se ve a un Sr. encaramado en una botavara...................y sino con solo buscar en la red ya tenemos un montón de imágenes del barco y alguna si espectacular

Valoración:5menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1