Ciclismo

La BTT toma el levante insular

Los ‘bikers’ viven la etapa más larga de la ‘Volta a Menorca 2018’, marcada por dos partes muy diferenciadas, pasando de un tramo más rodador a un final más técnico

|

Valorar:
Visto 806 veces
preload
De nuevo la BTT fue una caja de sorpresas para los ‘bikers’, iniciando el camino de manera rodadora y finalizando con una tarea

De nuevo la BTT fue una caja de sorpresas para los ‘bikers’, iniciando el camino de manera rodadora y finalizando con una tarea más de brazos

13-10-2018 | Javier Coll

Segundo día de Volta a Menorca en BTT, patrocinada por Foment de Turisme de Menorca, y tocaba la etapa más larga (70 km), con salida de Sant Climent y marcada por dos partes muy diferenciadas. La primera, muy rodadora que empezaba cogiendo el camino viejo de Alaior, camino de Binixems y hacia el interior de Son Putxet, por el camino de Egipte y continuando por otra parte inédita para la BTT como la propiedad privada del Capell de Ferro, hasta Addaia, con vistas al puerto.

Después los ‘bikers’ seguían por Torndonell, por la subida a la finca particular de Sa Torre Blanca, con unos paisajes poco conocidos. A continuación los participantes vivían una bajada en pista muy rápida que conducía a la playa de Sa Torreta, donde un ‘biker’ caía y seguramente se fracturaba algún hueso del brazo izquierdo. Allí se juntaba con el Camí de Cavalls, pasando por Sa Torreta, Tamarells y la llegada a Es Grau, donde se reponían fuerzas en el avituallamiento, para ir a Sa Mesquida, terreno muy técnico de subidas y bajadas continuas para las delicias de los más en forma y un suplicio para los más ‘tocados’. Posteriormente los ciclistas cogerían por la subida de la finca militar de Sant Isidre– pista técnica y espectacular de fuerza y esfuerzo– que desembocaría con la llegada al puerto de Maó, donde un ‘biker’ chocaba con un coche aparcado al abrir la puerta y posiblemente se rompía la clavícula, según la organización. Los participantes llegaban hasta Fonduco, con un merecido avituallamiento líquido.

La segunda parte de la ruta en cambio sería mucho más técnica y de esfuerzo en los brazos. Estrechos caminos de ‘ferradura’ que caracterizan el patrimonio rural de la parte sur de Maó, Es Castell y Sant Lluís. Caminos como el de Sa Torrilla de Biniatap, de Ses Planes, camino viejo de Sant Lluís y el camino de Biniati.

Este domingo, última etapa con salida en la plaza de Es Born de Ciutadella, a las 9 horas, con 57 kilómetros.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1

Papepipo
Hace 9 días

Bravo por los bikers y por todos los voluntarios. Esto es la fiesta anual de los bikers de MENORCA, a pesar de que algunos no les guste

Valoración:8menosmas

Menorquin
Hace 9 días

Que poco te gusta trabajar Roger , como va sa bici de 5000e

Valoración:0menosmas

Pau luju
Hace 10 días

Pau Luju, 5estrelles a tope de Power.

Valoración:1menosmas

Paradigma
Hace 10 días

Si todos estos tipos fueran en bici al trabajo, el mundo sería mejor.

Valoración:0menosmas
AnteriorSiguiente
Página 1 de 1