Baloncesto /// A las 18.30 horas en el Pavelló

El regalo es ganar y hacerlo bien

Berrocal insiste en el espíritu de superación ante un irregular Breogán

| Maó |

Valorar:
Visto una vez

El Menorca Bàsquet inicia la segunda vuelta de la Adecco LEB Oro con un propósito de enmienda claro y definido: mejorar. Por propia definición de la metodología Berrocal pero también para remontar las sensaciones anímicas que ha dejado un equipo que en las últimas citas se ha mostrado demasiado irregular, perdiendo ante el Lobe Huesca en el Pavelló, venció en Tarragona y volvió a perder ante Iruña, otra vez en casa.

Inicia este segundo y decisivo tramo desde la cuarta plaza a partir de su balance de diez victorias y siete derrotas y con el objetivo confesable para este 2012 de meterse en play-off desde la posición más alta posible (a cuatro está el Iberostar Canarias, a dos el Burgos y a una La Palma), y el inconfesable de volver a la ACB, economía aparte.

Tirando de tópico, ni que decir tiene que el mejor regalo en estas fechas para la afición y para el propio colectivo es ganar a un histórico Breogán que llega a Menorca con Krabbenhoft, Feldeine y Ogirri tocados, pero que jugarán a poco que puedan, en un colectivo que viene de caer ante el Burgos (86-73), que es noveno en la tabla con un balance 8/9 y que no parece atravesar su mejor momento, echando incluso mano del mercado: ha “pescado” en el tumultuoso Granada y se ha llevado hasta final de temporada al base internacional brasileño Carlos Cobos (23 años, 1’93m).

Independientemente de todo ello, el técnico menorquinista Josep Maria Berrocal sigue con su planteamiento, reiterando que, tras la derrota ante el Iruña no estaba “enfadado pero si triste” y que contempla el partido ante los lucenses con la similitud con su equipo de ser “irregulares pero con talento”.

Espera el entrenador que el Menorca “haga lo que ha venido haciendo cuando ha perdido, que crece y recupera las cosas que ha de hacer, puesto que empieza la segunda vuelta y aunque sea una cuenta atrás muy larga, ahora ya se trata de los play-off”.

El catalán considera que “cuando se viene de una derrota es bueno que haya otro partido rápidamente, sino la semana se hace muy larga. Es más beneficioso jugar pronto. El jugador tiene la idea de que ha perdido y tiene que mejorar, aunque no tengas tanto tiempo para preparar”, afirmó en referencia a la última derrota, insistiendo en algo que afirmó en la última rueda de prensa. “No es que el equipo aprenda únicamente ha base de bofetadas, pero hemos demostrado hasta ahora que cuando hemos dado un salto ha sido después de perder. Nos ponemos las pilas, pero no es suficiente. Hay que ir en base a victorias”.

La referencia del primer partido de liga, en Lugo, “no queda lejos, al contrario. Esto pasa volando pero tengo muy presente ese partido”, en una dinámica en que “el equipo era nuevo y ha ido mejorando, pero incluso algún jugador ha tenido presente ese partido durante 17 jornadas. Para ganar no hay que repetir las cosas mal que hicimos”.

¿Alguna modificación en el trabajo tras perder ante el Iruña? “No demasiadas. Siempre cambias algo en función de la temporada, algún detalle en cuanto al partido... Pero como siempre. En general, hay que ser constante”. ¿Breogán? “Será un partido físico, duro, de contacto. Tienen jugadores importantes, con talento, buen tiro y buena rotación interior, con tres pívots que pueden hacer daño... Navajas, Feldeine, Ogirri, Krabbenhoft. En general son irregulares, pero sus americanos marcan diferencia. Pero lucharemos”.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.