La patronal advierte a los bancos de que si no "abren el grifo" muchas empresas tendrán que cerrar

Cuatro de cada cinco "pymes" tienen problemas para acceder a financiación

Valorar:
Visto una vez

Redacción    Palma
Cuatro de cada cinco pequeñas y medianas empresas ha tenido dificultades para obtener financiación de los bancos en los tres últimos meses. El 17 por ciento de ellas no ha conseguido finalmente el crédito solicitado y el 83 por ciento restante detecta un endurecimiento de las condiciones para acceder a un préstamo, según una encuesta de las Cámaras de Comercio.

Las "pymes" alertan de que si las entidades bancarias no "abren el grifo" de la financiación e inyectan liquidez en el mercado muchas de estas empresas tendrán que cerrar y generarán un efecto en cadena sobre sus proveedores. Esto es lo que pronostican desde la patronal PIME, en declaraciones recogidas por Europa Press.

Más avales
El 59 por ciento de las "pymes" afirma que el volumen de financiación ofrecido por los bancos se ha reducido; el 76 por ciento asegura que se han encarecido los gastos y las comisiones, y un 71 por ciento destaca que ha aumentado la exigencia de avales y garantías.

La encuesta de las Cámaras también revela que más de la mitad de las empresas han tenido problemas con su entidad habitual para renovar sus líneas de crédito. Otro 25 por ciento ha tenido que paralizar proyectos de inversión.

Apoyo público
Así las cosas los empresarios afirman que no entienden que el Gobierno español esté colaborando con las entidades financieras para hacer llegar dinero a los ciudadanos y que éstos "se vean forzados a cerrar sus negocios" o se vean "ahogados" porque no consiguen financiación para sus deudas o para el correcto funcionamiento de la empresa. Desde PIME aseguran que la crisis actual es financiera y por tanto los bancos deberían "apechugar".

   En este contexto, desde la patronal recuerdan que en enero las empresas han tenido que llevar a cabo las liquidaciones de IVA y del IRPF del trimestre anterior, siendo el primer mes del año especialmente malo por la resaca de la Navidad. Ello está provocando muchos problemas a las empresas, que por falta de financiación están dejando de pagar a los  proveedores.

   La percepción generalizada de las pequeñas y medianas empresas es que la línea ICO-Pyme 2009, que ha puesto a disposición de los autónomos y las Pymes 10.000 millones de euros, no está llegando a la pequeña empresa.

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.