Absueltos Ramoncín y 3 exdirectivos de SGAE acusados de sustraer 57.000 euros

Valorar:
Visto 44 veces
preload

Fotografía de archivo (Madrid, 11/01/2013) del cantante José Ramón Márquez, Ramoncín.

12-01-2016

La Audiencia Nacional ha absuelto al cantante José Ramón Márquez,  conocido como 'Ramoncín', y a otros tres excargos de la Sociedad  General de Autores y Editores (SGAE), al entender que no se puede  considerar probado que se apropiaran de 57.402 euros del grupo entre  septiembre de 2008 y marzo de 2011 y que esta salida de fondos  obedeció a proyectos que no fueron «hipotéticos», sino reales,  elaborados por el músico.

La Sección Segunda de la Sala de lo Penal ha exonerado así a  'Ramoncín' y al ex director general de la Sociedad Digital de Autores  (SDAE) José Luis Rodríguez Neri de los delitos de falsedad   documental y apropiación indebida, por los que se enfrentaban a  sendas penas de cuatro años y diez meses de cárcel.

El tribunal también ha exculpado al exdirector de los Servicios  Jurídicos de la SGAE Pablo Hernández Arroyo, para quien la Fiscalía  Anticorrupción pedía dos años y nueve meses de prisión por  apropiación indebida; y al ex director general de SGAE y exconsejero  de la filial digital Enrique Loras, que se enfrentaba a dos años de  cárcel por este mismo delito.

El tribunal considera que la prueba «no es suficientemente  concluyente ya que deja un margen de  duda suficiente y razonable  sobre la verdadera intención y participación en los hechos de los  acusados» y que no se pueden descartar «otras posibles versiones» a  la sostenida por el fiscal José Miguel Alonso, quien habló de  negocios «hipotéticos» para sacar dinero de la entidad de la manera  «más fácil y rápida posible».

Sin embargo, los  magistrados Angel Hurtado, Julio de Diego y José  Ricardo de Prada subrayan que 'Ramoncín' entregó de forma  «satisfactoria» los trabajos contratados, tanto de forma verbal como  escrita, y «el hecho de que no se llevaran a efecto o materializasen  no es una cuestión asumida ni imputable a aquel».

«Los calificados como hipotéticos negocios jurídicos son proyectos  reales concretos, realizados y entregados por su autor como  contraprestación a cada uno de los pagos», remachan en su sentencia.

Así lo corroboraron durante el juicio numerosos testigos que  aseguraron que  los proyectos ofertados por 'Ramoncín' eran  «interesantes» pero no pudieron comprarlos por motivos económicos,  señalan los magistrados en su sentencia, donde añaden que la SGAE  pidió archivar la causa abierta por estos hechos.

CINCO NEGOCIOS JURÍDICOS «NO HIPOTÉTICOS»

El primero de los cinco negocios investigados consistió en la  elaboración de un programa de televisión llamado 'El creador', por el  que el cantante cobró en septiembre de 2008 una factura de 10.100  euros por parte de Portal Latina, de la que Neri era administrador y  se dedicaba a promocionar a los  artistas. El hecho de que su  producción «se llevara o no a efecto era una cuestión independiente»,  respecto de la cual 'Ramoncín' «no tenía ningún compromiso  contraído».

La sociedad mercantil Jupiter Music, de la que el músico era  administrador único, también cobró 5.800 euros en diciembre de 2009   de la SDAE por el «desarrollo» de un sistema de protección contra las  descargas ilegales llamado 'La caja fuerte virtual', que finalmente  no fue puesto en funcionamiento como consecuencia de la «estrategia  de las grandes compañías del sector». 'Ramoncín' defendió que, de  haber vivido en Estados Unidos, esta herramienta se la habría  «vendido a Steve Jobs».

«Continuando en la actividad dirigida a la concienciación sobre la  importancia de la defensa de los derechos de autor», los magistrados  señalan que 'Ramoncín' pactó con Enrique Loras la realización de un  informe sobre la divulgación de los derechos de autor, la imagen de  la entidad y la falta de mecanismos para relacionarse con los socios  más jóvenes, por lo que recibió una contraprestación de 6.962 euros  en octubre de 2010. Estas propuestas tampoco pudieron ponerse en  práctica debido al cambio político de los Ayuntamientos en 2011.

La SDAE también abonó a la sociedad de 'Ramoncín' dos facturas por  un total de 28.320 euros en diciembre de 2010 y marzo de 2011 por la  realización «completa» del programa de televisión '¿Hablamos el mismo  idioma?'. Tras haber visionado el programa piloto,  los jueces dicen  que este «concurso no desmerece, sino todo lo contrario, de otros  concursos televisivos de contenido similar».

Además, el artista percibió otros 6.490 euros como adelanto por la  indemnización que la SGAE debía pagarle como resultado de una  sentencia dictada en 2011 por el Tribunal Supremo sobre su derecho al  honor. La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Julio de  Diego, alude al  acta del Consejo de Dirección de la SGAE que aprobó  esta decisión para «evitar la espiral de agresividad y no perjudicar  al cantante».

Lo más leído

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.