Los colectivos de magistrados mantienen las movilizaciones

Bermejo se muestra optimista tras reunirse con los jueces

El ministro agradece que las asociaciones aparquen sus reivindicaciones de carácter económico y el PP le acusa de desaprovechar una buena oportunidad

Valorar:
Nunca vista
preload

Bermejo. El ministro vislumbra un ?horizonte de entendimiento? con los jueces

06-11-2015

Otr-press    Madrid
El clima "magnífico" que percibió en su reunión con las asociaciones de jueces es suficiente para que el ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, se cargue de optimismo y asegure que es "inevitable" que a partir de ahora se abra un "horizonte de entendimiento" entre el Ejecutivo y los magistrados. Así, Bermejo recordó que tras el encuentro de ayer "hay un acuerdo general" con las asociaciones en sus reivindicaciones, "salvo en la remuneración", aunque reconoció que todavía hay "un camino que andar" para "salir de ciertas contradicciones". Desde el PP siguen criticando duramente la actuación de Bermejo, al que culpan de desaprovechar la "oportunidad de oro" que ayer tuvo para desconvocar definitivamente la huelga, y avisa que el Pacto por la Justicia está en "situación terminal".

"Lo que importa es que nos hemos sentado a hablar, que hubo un tono de diálogo magnífico, como debe ser, y que el Ministerio de Justicia se sentó con los únicos representantes legítimos de los jueces, que son las asociaciones", aseguró Bermejo en declaraciones a RNE en las que señaló que tras el encuentro de ayer aún hay "un camino que andar" para "salir de ciertas contradicciones", pero que "el entendimiento tiene que aparecer, inevitablemente".

En cuanto al contenido concreto de la reunión, aunque las asociaciones aseguraron que la situación "no está resuelta" por lo que sus actos de reivindicación previstos para los próximos meses "mantienen toda su vigencia", el ministro señaló que "hay un acuerdo general" sobre las ocho reivindicaciones de los jueces "salvo en el de remuneración". Tras apuntar que el sueldo mensual medio de un magistrado "estaría sobre 4.800 ó 5.000 euros", Bermejo agradeció que los jueces hayan aparcado de momento sus reivindicaciones económicas y volvió a mostrar su confianza en que se abra "un horizonte de entendimiento".

En todo caso, el ministro destacó que, a día de hoy, y más después de la reunión de ayer, le cuesta trabajo señalar "cuál es la razón por la que se sigue convocando esa huelga". En este punto, destacó que las reivindicaciones y las amenazas de paro llegan "cuando se han creado más plazas de jueces, fiscales y secretarios que nunca, resulta que se produce la protesta".

"Las asociaciones tendrán que explicarlo por un lado, y por otro el grupo de jueces que por su cuenta también tiene convocada una huelga", aseguró Bermejo que, una vez más, insistió en que "si se quiere ser un poder del Estado hay que practicarlo todos los días" por lo que el derecho de huelga es "incompatible" con formar parte de uno de los poderes del Estado. Para terminar el ministro quiso lanzar un mensaje al responsable de Justicia del PP, Federico Trillo, al que aconsejó que no caiga en "la tentación de ponerse a la cabeza de una manifestación que el ciudadano no está entendiendo".

Ajeno a los consejos de Bermejo, Trillo volvió a cargar ayer contra Bermejo que, apuntó, con su actitud "parecía querer arrastrar a la huelga a más jueces". Además, el portavoz de Justicia del PP cargó contra algunas de las propuestas que el Gobierno trasladó ayer a los jueces como el hecho de que sólo haya ofrecido a las asociaciones judiciales 20 millones de euros para modernizar la Administración de Justicia.

El CGPJ solicita una nueva reunión antes del día 18
El vicepresidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Fernando de Rosa, manifestó ayer a las asociaciones de jueces que "no es adecuado" mantener las protestas contra el Ministerio de Justicia mientras exista el diálogo con el departamento que dirige Mariano Fernández Bermejo. Además, pide a ambas partes que mantengan otra reunión antes del 18 de febrero, fecha en la que un 20 por ciento de la carrera ha convocado huelgas en distintas partes de España y en las que las asociaciones proponen actos de protesta de menor intensidad.

"Las asociaciones tienen su propia dinámica de trabajo, lo que digo es que, mientras haya diálogo, decir que se va a mantener cualquier tipo de presión no es lo más adecuado, no obstante las asociaciones son muy libres", expresó De Rosa, al tiempo que añadió que "la huelga y los paros son el resultado de la falta de diálogo, pero mientras haya diálogo y documentos encima de la mesa, lo razonable es seguir ahondando en lo que se está trabajando para conseguir un acuerdo".

Comentar


Todos sus comentarios serán previamente moderados. Gracias por participar.

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.